Soluciones caseras para una día de perros

¡Qué día tengo hoy!  Cuántas veces hemos utilizado esta frase, todos conocemos la sensación de estar abrumados, molestos y sentir que todo va mal en el trabajo. Esto nos afecta no solo en la productividad sino en la gestión del estrés y las relaciones laborales. Por suerte, existen estrategias expertas y científicas para cambiar nuestro estado de ánimo en un plis plas.

Amplia los límites de la atención selectiva

La camisa no está planchada, el tren llega tarde, hay atascos en la carretera, el tráfico es terrible. ¡Uff! El día pinta mal incluso antes de que comience. Eso es un problema, porque nuestros cerebros solo notan una fracción de lo que nos rodea en cualquier momento, un fenómeno conocido como «atención selectiva». Una vez que el mal humor golpea, es probable que coloree todas nuestras interacciones durante el resto del día.

¡Stop!

Simplemente concéntrate en lo positivo. Si eres capaz de notar tres cosas buenas (no tienen que ser particularmente importantes) un afiche divertido, un bebe que sonríe, una indumentaria  elegante, podrás restablecer el equilibrio y serás capaz de ver más cosas buenas durante el día.

Ten a mano un poco de vainilla

El olor es un disparador poderoso, y ciertos aromas pueden ayudarte a sentirte mejor. Un estudio de 2005 publicado en Chemical Senses descubrió que los aromas como el de vainilla o mandarina pueden ayudarte a sentirte mejor. También el aroma de tu perfume favorito podría ayudarte a sentirte mejor durante un mal día.

Cambia de escenario

En el momento en que te comiences a sentirte atrapado por el malhumor, cambia de escenario. Sabemos que el aire fresco, el sol y los espacios verdes pueden ayudar a las personas a sentirse mejor y mejorar el estado de ánimo. Si no tienes tiempo para caminar, ve a una sala de conferencias vacía o a una oficina tranquila por unos momentos. Si estás realmente limitado por el tiempo, ten a mano fotografías de espacios verdes. En 2015, los investigadores descubrieron que el simple hecho de mirar fotografías de la naturaleza puede reducir los niveles de estrés.

La amabilidad es la llave

Si eres de las personas que se atreven a gestionar su estado de ánimo de panera positiva y quieres probar algo nuevo, te recomiendo esto: Haz un cumplido inesperado a alguien, cede tu asiento en el autobús, detente para dar indicaciones a alguien en lugar de pasar caminando. Observa lo bien que te hace sentir ese minuto de amabilidad concedida a otros.

Alimentación positiva

Hay quieres usan alimentos ricos en dopamina y serotonina para sentirse mejor, ya que  son unos importantes neurotransmisores que regulan las emociones, el apetito y el estado de ánimo. Entre otros, los frutos secos, frutas ácidas, verduras, hortalizas, semillas de girasol, sésamo, legumbres, habas o habichuelas, plátano, tomates, judías verdes, chocolate y muchos otros alimentos están al alcance de tu mano para ayudarte. Deberás probarlos a diferentes horas para saber si se aplican a tu dieta.