El ABC DE LA NUEVA GESTION DEL TALENTO“Gestión del Talento” se ha convertido en uno de los conceptos más recurrentes a la hora de hablar de RRHH. El agotamiento del modelo económico, de la competencia desenfrenada y la necesidad de las empresas de reducir costos ha puesto el dedo en la llaga de las compañías. La más inteligentes han caído en la cuenta de que hacer negocios es cosas de personas, no sólo de números. Creatividad, índice de satisfacción, flexibilidad, diversidad e inclusión son los conceptos que guían la nueva filosofía.

El estado de bienestar ya no es lo que era y su debacle ha dejado al desnudo la falta de sentido común que ha guiado a muchas empresas salvajemente en pos del beneficio económico. Ese sistema está agotado, anticuado, es hijo de un paradigma que se ha dejado llevar por la codicia y ha generado abuso de poder, infelicidad y corrupción.
La corriente inversa, la que hace hincapié en el sentido común y lEl ABC DE LA NUEVA GESTION DEL TALENTOos valores positivos, cada vez cuenta con más adeptos en las empresas grandes y pequeñas. Se pone énfasis en la empresa como un sistema vinculado a la sociedad y se enfoca a trabajadores y clientes como seres humanos sin olvidar la calidad total y la necesidad de competir sobre la base de valores.

De la vieja mentalidad a la Gestion del Talento.

Para entender por qué la Gestión del Talento se ha vuelto tan importante, debemos primero mirar la evolución del área de RRHH en las últimas décadas:

Etapa 1: Departamento de Personal:

En los años 1970 y 1980 el papel del Departamento de Personal era básicamente la de contratar empleados, pagarles, y asegurarse de que cada empleado recibiera los beneficios adecuados. Las relaciones jerárquicas eran verticales y de poca mobilidad. La inercia y la costumbre generaba un status quo dificil de romper.
Etapa 2: Departamento de Recursos Humanos Estratégico:


En los años 1980 y 1990 las organizaciones se dieron cuenta de que la función de recursos humanos era de hecho una de las más importantes. El concepto de estrategia se vinculó a la contratación de las personas adecuadas y su entrenamiento. Los “mejores” recibían los El ABC DE LA NUEVA GESTION DEL TALENTO“mayores” beneficios. La remuneración era  el punto central sobre el que pivotaba la felicidad de los empleados. El “Jefe de Personal” se convirtió en el “director de recursos humanos”, y tuvo un papel mucho más importante en los negocios y la ejecución de la estrategia, llegando a apoyar líneas de negocio.
Etapa 3 : el Capital también es Humano


A finales del siglo XX el crecimiento autónomo y exponencial de modelos de negocio sin control generó una serie de catástrofes económicas acompañadas de desigualdades de todo tipo. En esta etapa comienza declinar la confianza en las estadísticas, las clasificaciones y  la confianza en el outsourcing. Mientras la estratégica de recursos humanos sigue siendo un polo importante, se ha comenzado a entender a las empresas no como estructuras sino como organizaciones, como  sistemas sociales que perduran en el tiempo cuyas marcas distintivas son complejas, dinámicas e innovadoras. Son interdependientes de la sociedad y deben hacerse cargo de la responsabilidad que les compete. En la nueva filosofía de la gestión del talento hay interés por encontrar modos creativos de hacer frente a los problemas que acorralaban a la vieja empresa. Surgen entonces, muchas voces en todos los sectores dinámicos de la economía reclamando relaciones más justas y éticas. Hoy, las tendencias de la nueva empresa se enfocan en las estrategias que permitan obtener beneficios y a la vez:

  • Priorizar el talento humano.
  • Contribuir al bienestar común aportando sostenibilidad.
  • Poner en práctica la inclusión a todos los niveles.
  • Priorizar la comunicación horizontal y transversal a nivel de organización.
  • Considerar  la feliciad de los empleados en el trabajo como clave para el éxito empresarial
  • Contratar y valorar a las personas  basándose en competencias en lugar de clasificaciones.
  • Desarrollar gerentes y líderes de empresa verdaderamente democráticos  para reforzar la cultura basada en valores.
  • Incorporar de nuevas áreas de conocimiento a la innovación y formación (PNL, Coaching, Design Thinling, Gamificación, SCAMPER)
  • Gestionar el salario para logra un pago justo.

Las organizaciones se componen de personas y es la gente la que crea valor a través de
la innovación, el servicio al cliente, las ventas y muchas otras actividades importantes. Mientras cada empresa se esfuerza para cumplir con sus objetivos de negocio, debe asegurarse de que cuenta con un proceso continuo e integrado de contratación, formación, gestión del talento, apoyo, y compensación a estas personas.

LA NUEVA GESTION DEL TALENTO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *